Inminente modificación del POT de Envigado

  • Durante muchos años, el casco urbano de Envigado se expandió sin planeación hacia las lomas. Hoy tiene que ampliar las vías de esos sectores. FOTOS julio césar herrera y carlos velásquez

    Durante muchos años, el casco urbano de Envigado se expandió sin planeación hacia las lomas. Hoy tiene que ampliar las vías de esos sectores. FOTOS JULIO CÉSAR HERRERA Y CARLOS VELÁSQUEZ

 fuente: El Colombiano.com.co, 30 de enero. 2018.
 Infografía: 12 años es la vigencia del actual Plan de Ordenamiento Territorial (POT) de Envigado.
13 circulares para aclarar normas le ha tocado expedir a Envigado en 18 meses.
EN DEFINITIVA

Con las modificaciones excepcionales al POT, Envigado implementará el plan de espacio público, frenará la expansión urbana hacia las laderas y protegerá más la ruralidad y el medio ambiente.

 Desde hace cinco años, los envigadeños venían planteándole a la Administración Municipal y a los candidatos a la Alcaldía para el periodo 2016 – 2019 la necesidad de modificar el Plan de Ordenamiento Territorial (POT), en temas como: ocupación de la ladera para uso residencial, movilidad, mayor y mejor disponibilidad de espacio público y conservación y protección ambiental de los recursos naturales.

Es así como, hace dos años, durante la elaboración del Plan de Desarrollo, el alcalde de Envigado, Raúl Eduardo Cardona, se comprometió a modificar el POT para generar soluciones a estas problemáticas de la Ciudad Señorial.

“Hace dos años iniciamos con un análisis institucional y un diagnóstico de las situaciones críticas que se estaban presentando en el municipio, fueran o no originadas por el POT, y también se realizó un análisis jurídico para saber cuál era la mejor manera de abordar un proceso de revisión o modificación del POT”, explicó Esteban Salazar Ramírez, director del Departamento Administrativo de Planeación de Envigado.

Paralelo a este proceso, el mandatario local estaba liderando la campaña por el sí, para la consulta popular que definiría si el Municipio entraba o no al Área Metropolitana del Valle de Aburrá (Amva), lo cual iba a influenciar el futuro del desarrollo de Envigado, ya que había que empezar a adoptar las directrices metropolitanas. El 10 de julio de 2016, el sí obtuvo 24.507 votos (61 %) y Envigado ingresó oficialmente al Amva.

¿Qué encontraron?

Los análisis y el diagnóstico permitió encontrar problemas críticos puntuales, que se debían resolver de inmediato; a través de ajustes normativos o aclaraciones a vacíos en la norma que daban pie a interpretaciones; es decir, no daba espera la modificación del POT.

“Temas como la altura de los edificios de uso residencial, lo aclaramos mediante una circular que emitimos para fijar que en el Municipio no se pueden construir edificios de más de 16 pisos, aclarando que los parqueaderos sí cuentan como pisos. También se definió que todas las aprobaciones de vías se hacen a través de un comité de infraestructura vial y de transporte. Igualmente se informó a través de otra circular que en espacios públicos proyectados no se pueden dar desarrollos urbanísticos, entre otras circulares y decretos reglamentarios”, expuso Salazar Ramírez.

En total, en los últimos 18 meses, la Administración Municipal ha expedido 13 circulares y dos decretos reglamentarios de desarrollo de norma urbanística. En los próximos días la Alcaldía expedirá otras dos normas de desarrollo de instrumentos de gestión.

Mientras se generaban estos mecanismos que no daban espera, Planeación de Envigado identificó las falencias en la implementación del actual POT. Vieron que se estaba concentrando todo el desarrollo inmobiliario en la ladera y que en la zona de renovación urbana —cerca a la Regional, la avenida Las Vegas (carrera 48) y el corredor de Metroplús (carrera 43A)— las construcciones eran muy pocas.

En este sentido, la falta de vías, espacio público, redes de servicios públicos, rutas de transporte, entre otros, estaban agravando las problemáticas de los diferentes barrios; era un modelo fallido de ocupación de la ciudad.

Sin plan de espacio público

Cuesta creerlo pero el POT de Envigado no contaba con un plan de espacio público y de equipamiento colectivo y solo tenía una meta de 2,49 metros cuadrados de espacio público por habitante.

En consecuencia, les tocó formular dicho plan en 2016 para poder cumplir con los indicadores que se tienen a nivel nacional, de 10 metros cuadrados de espacio público por habitante; actualmente, el Municipio está en 2,09 metros cuadrados: la meta del actual plan de desarrollo es llegar, al menos, a 4 metros cuadrados de espacio público por habitante.

En 2013, en la pasada Administración Municipal, se formuló el plan de infraestructura vial, peatonal y de movilidad de Envigado, pero no fue incorporado al POT. Igualmente, se incluirán otros estudios que la Alcaldía ha venido realizando entre el 2011 y el 2017, como la actualización de las zonas de riesgo de los diferentes barrios de la ciudad, estudios ambientales como el de sistemas de áreas protegidas, el inventario de zonas verdes y arbolado urbano, entre otros.

Trabajo en 2017

El año pasado, después de analizar los tipos de revisiones y cambios que le podían hacer al POT, Planeación Municipal se decidió por una modificación excepcional.

“Este tipo de modificación debe cumplir con unos requerimientos específicos: no se pueden cambiar los objetivos ni las estrategias a largo plazo del POT , pero sí nos permite —mediante estudios técnicos detallados— hacer ajustes a las normas para poder cumplir con esos objetivos y estrategias”, aseguró el director de Planeación.

Es así como la Administración Municipal de Envigado buscó la asesoría del Centro de Estudios Urbanos y Ambientales (Urbam), de la universidad Eafit, para construir una metodología la cual planteó que, mediante diálogos ciudadanos y unos talleres con expertos, se acordaban los puntos específicos a modificar en el POT.

“Hicimos 11 talleres con la comunidad en los que participaron las diferentes secretarías y dependencias de la Administración Municipal, el Amva, Corantioquia, Eafit, la Escuela de Ingeniería de Antioquia, Camacol, las curadurías, la Cámara de Comercio, entre otros. Se pactó que, en las modificaciones, se debía incentivar la ocupación de la zona más plana del territorio y desestimular las construcciones en la ladera; proteger más las fuentes de agua, tener una estructura ecológica articulada al nuevo espacio público y demás iniciativas”, afirmó Salazar Ramírez.

¿Qué falta?

El Departamento Administrativo de Planeación de Envigado actualmente trabaja en la definición de la vocación económica de las diferentes zonas del municipio, actividad en la que se basará la asignación de los usos del suelo.

En febrero se compilarán todos los documentos para presentárselos a las autoridades ambientales —el Amva para la zona urbana y Corantioquia para la zona rural— y hacer la concertación con ellos, para así poder obtener el visto bueno; ambos tienen 60 días hábiles para emitir los conceptos.

Una vez se cuente con las valoraciones favorables del Amva y de Corantioquia, la Alcaldía presentará al Concejo —entre marzo y abril— las modificaciones del POT, para que la Corporación realice los respectivos debates de control y lo apruebe.

“Como hemos hecho un ejercicio tan organizado, técnicamente soportado y con una amplia participación de todos los actores, consideramos la concertación de las modificaciones al POT no deberían ser complejas. Nosotros no vamos a ampliar el perímetro urbano y no se van a generar nuevas zonas de expansión y tampoco se van a incrementar las densidades en la ladera. Estamos siendo más proteccionistas en el desarrollo de la ciudad. Por lo anterior, creemos que nos va a ir muy bien en el Concejo”, concluyó Esteban Salazar Ramírez, director de Planeación de Envigado.

Esta modificación excepcional del Plan de Ordenamiento Territorial de Envigado no altera su vigencia, la cual se mantiene hasta el 2023.