Historia de la Escultura: “La Piedra del Ayurá”.

La escultura “La Piedra del Ayurá” se ubica entre la diagonal 32 y la calle 37, en el nuevo parque diseñado en el 2017, al frente del hospital Manuel Uribe Angel.

Es una escultura en hierro oxidado y piedra, destinada al embellecimiento artístico de Envigado, representa en forma transfigurada una mano sosteniendo la piedra entre sus dedos, pero admite otras figuras y representaciones dependiendo del lugar desde donde se le mire. Es una obra de arte abstracto contemporáneo. La piedra tiene unas dimensiones de 2.69 metros de perímetro y una tonelada de peso que la quebrada La Ayurá ha venido esculpiendo desde hace muchos años en sus corrientes, y que depositó junto al puente de La Paloma, de donde la artista Sonia Tamayo de Puerta, la extrajo con grúa. “Observaba muchas piedras en la quebrada la Ayurá, pero decía había una muy redonda y muy bonita”, relata Hector Gómez Gallego, fundador del periódico local La Piedra, nombrado en honor de ese acontecimiento artístico. Cuando la artista terminó la escultura, no tenía donde colocarla, por lo que fue a parar a las mangas de Cristalería Milán (casa “Mérida” o casa de los Puertas). finalmente el alcalde Hector Londoño Restrepo dispuso su erección en el sitio donde antes se encontraba. Ahora, con la autorización del artista, se desplazó hasta el lugar actual.  “La escultura integra la forma esférica de la piedra con cuatro semicircunferencias de platina de hierro que se desplazan asimétricamente unas sobre otras, teniendo la piedra como su centro generatriz, motivando la expresiones de fuerza y movimiento que se integran y se equilibran de forma armoniosa. el contraste entre los materiales, hierro y piedra, al igual que el hecho de que son productos creados por el hombre y la naturaleza, se conjugan para hacer realidad el esfuerzo que se propone exaltar y de perpetuar un símbolo que se ha constituido en factor de identidad de un pueblo”. (Fuente: periódico La Piedra, abril de 2016, No. 188)