Nombramiento en la IU de Envigado genera polémica

fuente: El Mundo. com.co Autor: José Fernando Merizalde Bedoya 
10 de Mayo de 2015
La presidencia del Consejo Directivo de la Institución Universitaria de Envigado dio a conocer los pormenores de la elección de Blanca Libia Echeverri Londoño como rectora de la institución, cuestionada por otros estamentos.

Foto: Cortesía : Sede de la Institución Universitaria de Envigado.

El alcalde de Envigado, Héctor Londoño, a comienzos de abril, designó como rectora de la Institución Universitaria de Envigado a Blanca Libia Echeverri Londoño, actuación que generó algunos reclamos de estudiantes y egresados, la mayoría de la Facultad de Derecho, quienes señalaron que la institución se había convertido en una plataforma política porque imponían situaciones de esta índole sobre las condiciones académicas.

Para oponerse a la elección de la señora Echeverri Londoño, algunos de los estamentos de la institución afirmaron que su designación no fue legal. “Lamentablemente hicieron un ejercicio nombrando a una persona que, con este, tiene dos puestos: uno en la Alcaldía de Envigado y otro como rectora de la institución”, denunció Samir Murillo, egresado del programa de Derecho, al conocer la decisión.

En un comunicado fechado el 30 de abril, el Consejo Directivo de la Institución Universitaria de Envigado dio a conocer sus argumentos: “Se aceptó la renuncia irrevocable del señor Jaime Alberto Molina Franco, quien se desempeñaba como rector de esta institución. En ejercicio de nuestras facultades legales y estatutarias, especialmente las conferidas en un artículo que dice que cuando la falta sea definitiva, mientras se designe el titular, el presidente del Consejo Directivo está en la facultad de nombrar a un rector encargado”.

El texto dice que “después de la renuncia irrevocable del señor Molina Franco se procedió a encargar de la Rectoría a Blanca Libia Echeverri Londoño hasta cuando el Consejo Directivo designe el titular. Subraya el comunicado que “es importante mencionar que la señora Echeverri Londoño proviene de un empleo de carrera administrativa, razón por la cual continuará con sus derechos de la carrera, una vez finalice su gestión como rectora encargada.

La Institución Universitaria de Envigado también se comprometió a informar, oportunamente, sobre el proceso de elección de rector en propiedad.

Otras polémicas

Luis Alberto Soto, representante de los egresados, cuestionó también el nombramiento, meses atrás, del decano de la Facultad de Derecho, argumentando que “es un año electoral y se debe esperar hasta el próximo, cuando haya un nuevo alcalde, que es con quien va a trabajar”.

En cuanto a este tema, el comunicado oficial afirma que “las autoridades electorales de la institución, históricamente, han sido respetuosas del proceso de elección de decanos de las respectivas facultades”.

Los estudiantes, también en un comunicado, expresaron su inconformismo con las actuaciones de su representante estudiantil: “Dijo que estamos de acuerdo con que nos imponga un rector, como lo señaló en el Consejo Directivo, quitándonos el derecho de elegir nuestras directivas y decidir nuestro futuro”, aseguran algunos de los egresados del programa de Derecho.

 

El plano legal

El Artículo 40 del Acuerdo 163 de julio de 2003 de la Institución Universitaria de Envigado señala que el rector es elegido por el Consejo Directivo, de una terna y en votación secreta. La terna se obtiene de una votación universal, y la secreta, de una donde por separado, los profesores en ejercicio, los estudiantes con matrícula vigente y los egresados titulados de la Institución Universitaria, respectivamente, voten.

Cada estamento elegirá como candidato para integrar la terna a quien resulte con el mayor número de votos, previa convocatoria del rector, de acuerdo con lo señalado en el literal k del Artículo 37 de este Estatuto que habla de “nombrar el decano de cada Facultad de cuatro candidatos que serán presentados a este Consejo por parte de los estudiantes, docentes, egresados y un candidato presentado por el rector”, con las reglamentaciones que para el efecto el rector expida, y de conformidad con la Ley 30 de 1992.

El Artículo 47 habla de que el rector encargado es reemplazado por quien él designe en caso de faltas temporales. Cuando la falta sea definitiva, mientras se designe el titular, el presidente del Consejo Directivo es quien lo nombra