Envigado se convierte en referente de arqueología.

Con hallazgo de una tumba de más de 500 años, el Grupo de Patrimonio local enriquece su Museo.

fuente: El Tiempo, periodista OSCAR ANDRÉS SÁNCHEZ
El rescate de una decena de huesos, que parecen leña seca; y de un par de dientes, en una tumba precolombina, hallada en el alto de Las Flores, en Envigado, reafirmó el potencial arqueológico de este municipio y su apuesta por proteger el patrimonio.

Los primeros en percatarse de la presencia de estos restos óseos fueron contratistas de Metroplús que realizan una siembra de árboles en la zona. Solo cuatro días después el grupo de patrimonio local fue enterado.

“Cuando llegamos al sitio ya habían removido el material, por lo que se perdió información valiosa de cómo fueron ubicados los muertos y su ajuar funerario. La gente cree que van a encontrar oro, pero los indígenas del valle de Aburrá hacían era ofrendas en cerámica”, explicó Hugo Zarama, uno de los investigadores.

Zarama agregó que este tipo de tumba (pozo con cámara lateral) a cuatro metros de profundidad, está asociada a entierros colectivos de los grupos indígenas del periodo tardío prehispánico, comunes entre los siglos XII y XVI.

El antropólogo Iván Darío Colonia destacó la calidad de las alfardas o columnas talladas en la arcilla de las paredes, que simulan la estructura del techo de una choza. El investigador dijo que no hubo rastros de cerámica, aunque se especula que ya las habían hurtado.

Este hallazgo fue reportado al Instituto Colombiano de Antropología e Historia (Icanh), pero Gustavo Santos, coordinador del grupo, lamentó que no se hayan hechos los estudios arqueológicos previos que exige la ley para las obras en las que se remueven más de una hectárea de tierra.

Según Zarama, luego vendrá la prueba de carbono 14, en Estados Unidos, para establecer con exactitud la edad de los individuos, la estatura, el sexo y la composición racial (cuarteta básica).

Seis años de historia

El Grupo de Patrimonio nació en el 2007 ante el hallazgo fortuito de una tumba en cancel o piedras en El Escobero, donde encontraron restos de más de 10.000 años. Luego vendría otro hallazgo en el sector La Morena, donde documentaron vestigios de los primeros agricultores.  Yadira Muñoz, subsecretaria de Educación de Envigado, destacó que su municipio es el único en el país que tiene un presupuesto permanente para la preservación y divulgación del patrimonio y que el reconocimiento del Grupo les plantea nuevos retos científicos.

Por su parte, Santos, antropólogo emérito de la Universidad de Antioquia y quien hizo parte del grupo que estudió las tumbas del cerro El Volador en 1979, dijo que hacen “investigación para la gente, no para los científicos”.